Fariñez

Por encima de todo va la mesura de Faríñez

Si hay algo que caracteriza a Wuilker Faríñez es que es imperturbable, impertérrito. Desde que a los 16 años de edad empezó a rondar la selección lo caracterizó la sobriedad, muy inusual para un adolescente.

Fue creciendo en órbita de selección absoluta y brilló con la sub-20, tanto en el Sudamericano como en el Mundial, donde empezó a sonar su nombre en el mundo.

El técnico Rafael Dudamel le hizo debutar en eliminatorias ante Perú (2-2) y luego contra Chile (caída 3-1), juego en el que paró un penal. Pero luego del mundial juvenil le tocó encarar dos rivales con atacantes complicados: Colombia y Argentina.

Con ofertas sobre la mesa, ya el chamo de Catia había advertido: “La portería es una posición muy difícil, muchos clubes no se arriesgan a tener un cupo de extranjero en esa posición. Lo importante es encontrar un equipo que sepa que va a contar conmigo, que me dé oportunidades de ver minutos”.

Fuente e imagen: http://www.meridiano.com.ve

 

Comentarios

comentarios